domingo, 16 de marzo de 2008

El Cocodrilo cumple 75 años



La marca Lacoste cumple 75 años y para celebrarlo ha lanzado una campaña primavera-verano que pretende rendir tributo a los orígenes de la misma. La campaña ha sido realizada por la agencia parisina BETC Euro RSCG y su eslogan “Un poco de aire sobre la tierra” describe perfectamente las fotografías realizadas por el prestigioso fotógrafo Phil Poynter en las que podemos ver a los modelos saltando, casi flotando en el aire, como en campañas anteriores.

La campaña se ha lanzado este mismo mes en los países donde la firma tiene sus principales mercados: Francia, España, Reino Unido, Estados Unidos. Se ha realizado en dos fases, la primera en prensa y la segunda en exterior y mientras que la acción prevista para medios impresos recorre los tres temas de la campaña de primavera –Newport, el club del 75 aniversario y Tonics—, la campaña exterior se centra sobre todo en el cumpleaños de la marca. Y en ambas se ha utilizado el tagline (frase que hace de subtítulo en una página web) “Hace 75 años, René Lacoste creó el estilo Lacoste”.



En campañas anteriores, podíamos ver a los modelos saltando individualmente, pero en esta campaña de aniversario los modelos se reúnen en una misma foto pero sin perder ese carácter individual que representa la firma y que seguramente pretende recordar el carácter también individual que tiene el tenis, deporte que llevó a la fama al fundador de la marca Lacoste, René Lacoste, que hizo de su apodo todo un imperio, haciendo que sus polos tuviesen un cocodrilo bordado. Una historia que estoy segura de que sorprenderá a muchos. Este enlace recoge muy bien la historia de René Lacoste, así como los orígenes de la marca:
http://www.eluniversal.com/estampas/anteriores/191106/encuentros3.shtml

Christophe Lemaire
, director artístico de Lacoste, ha querido hacer un homenaje a los orígenes da la marca, por lo que las imágenes de la campaña nos retrotraen a los años treinta, a la forma de vida y a la cultura del tiempo libre de las ciudades en que nació y murió su fundador, las villas de Biarritz y San Juan de Luz respectivamente. Un estilo dominado por las tonalidades blancas y grege (beige/gris), así como los accesorios típicos del deporte de la pelota, sin olvidar el logo tradicional del cocodrilo, presente en toda la colección. Es por ello que la pasarela de Nueva York, elegida para presentar la nueva colección, se convirtió casi en una pista de tenis, donde los modelos desfilaron con la vestimenta habitual para la práctica de este deporte: pantalón y camiseta blancos y fajín rojo. Todo un tributo a los orígenes.







Macarena Martínez Villanueva